La ayuda internacional se acelera en Libia tras mortíferas inundaciones

La ayuda internacional se acelera en Libia tras mortíferas inundaciones

El esfuerzo internacional para ayudar a Libia, víctima de inundaciones similares a un tsunami que dejaron casi 4.000 muertos y miles de desaparecidos, se aceleró este jueves.

Aviones y barcos de países de Medio Oriente y Europa están llevando ayuda de emergencia al país norteafricano, ya de por sí marcado por años de conflicto.

Además de los muertos y desaparecidos, decenas de miles de personas han sido desplazadas por las inundaciones repentinas del domingo, a raíz de la tormenta Daniel, que afectaron en particular a la ciudad costera mediterránea de Derna.

Los testigos compararon las inundaciones con un tsunami. Dos represas del río Wadi Derna se rompieron y provocaron riadas de aguas y lodo que arrasaron edificios, vehículos y a las personas que se encontraban dentro de ellos.

Muchas personas fueron arrastradas al mar. El martes empezaron a aflorar cadáveres en el Mediterráneo, cuya agua se volvió marrón como el barro.

Según la Organización Meteorológica Mundial (OMM), una agencia de la ONU, la mayoría de las víctimas “podrían haberse evitado” si los sistemas de alerta temprana y gestión de emergencias hubieran funcionado correctamente.

Un sobreviviente contó cómo él y su madre lograron salvarse.

“En cuestión de segundos, el nivel del agua subió. Salí con mi madre para refugiarme en casa de mi hermano que vive encima, pero las olas nos llevaron (…) antes de lanzarnos sobre una escalera de un edificio vacío, a cuatro casas de la nuestra”, declaró desde su cama de hospital, según un testimonio publicado por el Centro Médico de Bengasi (este).

“Subimos las escaleras y el agua subía con nosotros hasta llegar al cuarto piso (…). Desde la ventana veía coches y cuerpos arrastrados por el agua”, añadió.

La ONU prometió 10 millones de dólares para apoyar a los sobrevivientes en Libia, incluidas al menos 30.000 personas que, según dijo, se habían quedado sin hogar en Derna.

Esto es casi un tercio de la población de esta ciudad del este de Libia antes del desastre.

Los desafíos que los trabajadores humanitarios tienen por delante son inmensos.

“Las carreteras están obstruidas, destruidas e inundadas, lo que complica el acceso de ayuda humanitaria”, dijo la Organización Internacional para las Migraciones (OIM).

Además, los puentes sobre el río Derna que conectan la parte oriental de la ciudad con la occidental se derrumbaron, añadió la organización de la ONU.

El Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) anunció este jueves haber enviado equipos suplementarios para distribuir ayuda humanitaria, y añadió haber “facilitado 6.000 bolsas mortuorias”.

Por su lado, el Programa Mundial de Alimentos (PMA) indicó haber empezado a dar ayuda a más de 5.000 familias desplazadas por las inundaciones.

Numerosos países anunciaron también el envío de ayuda, entre ellos Reino Unido, Egipto, Francia, Turquía, Italia, Argelia, Catar, y Túnez. Emiratos Árabes Unidos envió dos aviones con 150 toneladas de ayuda.

– Combinación de factores –

Libia, un país petrolero, todavía se está recuperando de la guerra y el caos que siguieron al levantamiento que, con ayuda de la OTAN, acabó con el régimen y la vida del dictador Muamar Gadafi en 2011.

El país quedó dividido entre dos gobiernos rivales: la administración internacionalmente reconocida por la ONU con sede en la capital Trípoli, en el oeste, y una administración separada, en el este.

Según el portavoz del ministerio del Interior del gobierno instalado en el este del país, el teniente Tarek al Kharraz, hasta el miércoles por la tarde se contabilizaron 3.840 muertos en la ciudad de Derna, de los cuales 3.190 ya fueron enterrados. Entre las víctimas figuran al menos 400 extranjeros, principalmente sudaneses y egipcios.

Más de 2.400 personas siguen desaparecidas según las autoridades del este.

No obstante, algunos medios de comunicación dan balances mayores, citando a otros funcionarios.

Un funcionario de la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja (FICR) informó que podría haber 10.000 desaparecidos.

Otro responsable de la Cruz Roja alertó contra el riesgo relacionado con las minas antipersona arrastradas a otras zonas por el agua.

 

 

Leave a comment

Send a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

19 + two =