La agresiva respuesta de Cicero frente a la pandemia del COVID

La agresiva respuesta de Cicero frente a la pandemia del COVID

By Ray Hanania

El Municipio de Cicero implementó una respuesta agresiva ante la amenaza de salud que representa el COVID para los residentes, usando sus recursos existentes y manteniendo todos los servicios, suplementados únicamente por los Fondos de Ayuda para el Coronavirus.

La policía de Cicero y todos los socorristas, incluidos los bomberos, los paramédicos y el personal del Departamento de Salud, enfrentaron una exposición “100 veces mayor” a la infección por COVID que el ciudadano promedio, debido a la gran cantidad de contactos de persona a persona que realizaron para proteger la seguridad del público.

Por esto, los fondos de COVID se dirigieron en gran medida a respaldar los recursos de salud y seguridad que involucran principalmente a la policía, los bomberos, los socorristas y a nuestro Departamento de Salud para mantener el más alto nivel de seguridad para nuestros residentes.

La policía, los bomberos y los socorristas han tenido una tasa de infecciones por COVID más alta que el ciudadano promedio.

En el caso de la Policía, el Departamento de Policía experimentó debido al COVID en el 2020, 534 días libres (de ausencia) entre sus oficiales, por “Lesiones durante el servicio” (o sea 4.272 horas en total). Cuando el personal experimenta una gran cantidad de ausencias por ‘lesiones’, la cobertura de esos turnos a menudo la hace el personal que es llamado a trabajar en sus días libres de servicio, para mantener los niveles adecuados de agentes y garantizar la seguridad pública:

  1. Las horas extras registradas en el Departamento de Policía durante el año calendario 2020 superaron el presupuesto en $ 264,313.
  2. Las horas extras registradas en el Departamento de Bomberos durante el año calendario 2020, excedieron el presupuesto en $46,339. Los bomberos registraron 2.666 horas extraordinarias de trabajo durante el 2020.

Para abordar estos desafíos, la ciudad de Cicero contrató policías, bomberos, paramédicos y empleados del Departamento de Salud adicionales en un esfuerzo por garantizar una respuesta efectiva frente al COVID. Cicero no quería disminuir sus obligaciones con el público. Además, el esfuerzo por enfrentar la amenaza de la pandemia resultó en grandes costos por las horas extra laboradas, ya que los socorristas trabajaron horas adicionales para responder a la creciente necesidad pública y a las llamadas de emergencia relacionadas con el COVID.

En segundo lugar, Cicero invirtió en ‘COVID PPE’ (Equipos de Protección Personal) que fue distribuido a empleados y residentes para reducir las infecciones y mantener seguros a los socorristas para que pudieran proteger a nuestros ciudadanos de la delincuencia y para responder en situaciones y llamadas de emergencia e incendios.

El año pasado, los departamentos de policía, de bomberos y de salud de Cicero estuvieron involucrados durante meses en monitorear y ayudar a mitigar la propagación del coronavirus en uno de los dos hogares de ancianos que operan en la ciudad.

Además, la ciudad de Cicero organizó y coauspició docenas de eventos de distribución de alimentos y de mascarillas para ayudar a los residentes afectados por la pandemia. Esto requirió que cientos de empleados participaran en la organización de los programas de distribución, incluida la asignación de policías para mantener el orden ante las grandes multitudes de residentes que buscaban comida, PPE (Equipos de Protección Personal) y mascarillas. En muchos casos, los vehículos se alineaban por más de una milla, mientras que los voluntarios y los empleados de la Ciudad atendían al público durante muchas horas en cada evento.

Finalmente, los fondos también apoyaron el agresivo programa de vacunación de la ciudad, organizado por el Departamento de Salud de Cicero (CHD). CHD proporcionó 26,000 vacunas a los miembros del público, agregando personal y comprando equipos y computadoras para administrar los horarios. El programa de vacunación de Cicero fue uno de los más extensos de cualquier otra comunidad en el área suburbana de Chicago. CHD contrató personal adicional para enfrentar las infecciones por el COVID, para responder a las preocupaciones de los residentes, así como para financiar el agresivo programa de vacunación.

De marzo a diciembre del 2020, Cicero tuvo gastos totales estimados por el COVID-19 de $ 343,549.00 dólares. Aunque el municipio ha solicitado la restitución de estos gastos directos de PPE (Equipos de Protección Personal) hechos hasta el 31 de diciembre de 2020 a través de una Subvención de Asistencia Pública de FEMA / IEMA (Agencia Federal para el Manejo de Emergencias y su similar de Illinois), hasta el 9 de agosto de 2021 Cicero no había recibido ningún reembolso.

Los fondos también se gastaron para comprar publicidad, para hacer llamadas automáticas e imprimir folletos para pedir la participación del público.

Según la ley estatal, Cicero debe aceptar citas de vacunación contra el COVID tanto de los residentes de la ciudad de Cicero como de las personas que vivan afuera de la ciudad de Cicero, por lo que a pesar de las afirmaciones y reportes de bajas cifras de vacunación entre la comunidad hispana en Cicero, esos reportes no incluyen las miles de las vacunas administradas por ley a las personas que viven fuera de la ciudad de Cicero.

A pesar de la oposición de algunos residentes a vacunarse, el programa de vacunación de Cicero dio como resultado que el 42,5 por ciento de la población (36,189 personas) recibiera ambas vacunas y que el 60,4 por ciento (50,650 personas) recibiera al menos una vacuna. Esto no incluye a los no residentes o sea los que vinieron de afuera de Cicero que también fueron vacunados.

La vacunación sigue siendo una opción y no es obligatoria ni requerida, aunque la ciudad de Cicero continúa instando a los residentes a participar en los programas de vacunación de nuestro municipio.

Obviamente, personas con agendas externas han tratado de politizar y distorsionar estos hechos para su propio beneficio personal. Pero la verdad es que Cicero usó fondos de COVID para fortalecer la respuesta del municipio, para proteger a los residentes en todos los niveles y para asegurar que los Servicios municipales continuaran en los niveles más altos sin sacrificios. Cicero financió un agresivo programa de vacunación contra el COVID que ha ayudado a nuestra comunidad a sobrevivir a esta pandemia y continúa respondiendo a la demanda comunitaria de vacunas.

  1. CONTRATACIONES DE POLICÍA
  • Cicero contrató a 36 agentes de policía desde el 1 de enero de 2020
  • 52 agentes de policía a tiempo completo contrajeron COVID y requirieron tratamiento médico
  1. CONTRATOS DEL DEPARTAMENTO DE BOMBEROS
  • Contrató a 14 bomberos
  • 21 bomberos (28 por ciento del Departamento de Bomberos) contrajeron COVID
  1. CONTRATACIONES DEL DEPARTAMENTO DE SALUD
  • 20 empleados administrativos; 7 enfermeras, enfermeras practicantes y residentes médicos fueron contratados
  • 3 empleados resultaron infectados con COVID; 4 empleados fueron puestos en cuarentena.

El Presidente de Cicero, Larry Dominick, declaró una emergencia el 18 de marzo de 2020 y formó el Comité de Operaciones de Emergencia (EOC) que emitió informes públicos diarios detallados sobre la pandemia del COVID en inglés, fueron traducidos al español, siendo distribuidos en las redes sociales y publicados en el sitio web oficial de la ciudad de Cicero.

Cicero es único porque tiene una densidad de población más alta que cualquier otra comunidad suburbana de Chicago. Además, Cicero tiene una gran cantidad de población indocumentada que recibió servicios de atención médica del municipio de Cicero. Cicero adoptó la Resolución de “Espacio Seguro” que garantiza proteger a todos los residentes indocumentados. La Resolución es una de las razones por las que Cicero tiene más residentes indocumentados, porque vienen a nuestra comunidad sabiendo que estarán más seguros con nosotros que en cualquier otra comunidad de Chicago.

(Ray Hanania is the spokesman for the Town of Cicero. Of Arab American heritage, Hanania spent much of his youth living with relatives in Barranquilla, Colombia and Maracay, Venezuela before settling on the South Side of Chicago.)

Leave a comment

Send a Comment

Your email address will not be published.

seventeen − one =