Culpan a la demora de acción a la Policía de Uvalde

Culpan a la demora de acción a la Policía de Uvalde

Uvalde, Texas (AP) – La culpa de la insoportable demora en matar al pistolero de una escuela primaria de Texas -incluso mientras los padres en el exterior rogaban a la policía que se apresurara a entrar y los niños en pánico llamaban al 911 desde el interior- se ha atribuido al jefe de policía del distrito escolar.

Los residentes de la pequeña ciudad de Uvalde se esfuerzan por reconciliar lo que saben del apreciado policía local después de que el director de la policía estatal dijera que el comandante en el lugar de los hechos -Pete Arredondo- tomó la semana pasada la “decisión equivocada” de no irrumpir antes en un aula de la escuela primaria Robb, creyendo que el pistolero estaba atrincherado dentro y que los niños no corrían peligro.

Steven McCraw, jefe del Departamento de Seguridad Pública de Texas, dijo en la conferencia de prensa del viernes que, tras seguir al hombre armado en el edificio, los agentes esperaron más de una hora para irrumpir en el aula. Diecinueve niños y dos profesores murieron en el tiroteo.

Arredondo, que creció en Uvalde y se graduó en la escuela secundaria aquí, fue elegido a principios de este mes para el Consejo Municipal de Uvalde. Una reunión especial del Consejo de la Ciudad para él y dos titulares reelegidos para tomar sus juramentos de cargo se había fijado para el martes por la noche, pero el alcalde Don McLaughlin dijo el lunes que la reunión no se llevaría a cabo. Después, el alcalde emitió un comunicado el martes por la noche en el que decía que no se había celebrado ninguna ceremonia, pero que los miembros habían prestado juramento el martes.

Arredondo, de 50 años, ha pasado gran parte de una carrera de casi 30 años en la aplicación de la ley en Uvalde, regresando en 2020 para tomar el trabajo de policía principal en el distrito escolar.

Cuando Arredondo era un niño, María González solía llevarlo a él y a sus hijos a la misma escuela donde ocurrió el tiroteo. “Era un buen chico”, dijo.

“Dejó caer la pelota tal vez porque no tenía suficiente experiencia. ¿Quién sabe? La gente está muy enfadada”, dijo González.

Otra mujer del barrio donde creció Arredondo comenzó a sollozar cuando le preguntaron por él.    La mujer, que no quiso dar su nombre, dijo que una de sus nietas estaba en la escuela durante el tiroteo, pero no resultó herida.

Juan Torres, un veterano del Ejército de Estados Unidos que estaba visiblemente molesto con las informaciones que salieron a la luz sobre la respuesta, dijo que conocía a Arredondo del instituto.

“Uno se alista para responder a ese tipo de situaciones”, dijo Torres. “Si tienes miedo, entonces no seas policía. Vete a hacer hamburguesas”.

Después de su elección para el puesto no asalariado en el Consejo de la Ciudad, Arredondo dijo al Uvalde Leader-News a principios de este mes que estaba “listo para empezar a trabajar”.

“Tengo muchas ideas, y definitivamente tengo mucho empuje”, dijo, añadiendo que quería centrarse no sólo en que la ciudad sea fiscalmente responsable, sino también en asegurarse de que las reparaciones de las calles y los proyectos de embellecimiento se lleven a cabo.

En un foro de candidatos antes de su elección, Arredondo dijo: “Creo que para mí nada es complicado. Todo tiene solución. Esa solución empieza por la comunicación. La comunicación es la clave”.

McCraw dijo el viernes que minutos después de que el pistolero entrara en la escuela, los agentes de policía de la ciudad entraron por la misma puerta. En el transcurso de más de una hora, las fuerzas del orden de múltiples agencias llegaron al lugar. Finalmente, dijeron las autoridades, un equipo táctico de la Patrulla Fronteriza de Estados Unidos utilizó la llave de un conserje para abrir la puerta del aula y matar al pistolero.

Leave a comment

Send a Comment

Your email address will not be published.

six + 8 =